Seiun 09

Capítulo 09 – El debut y el hacha

 

Hasta que se complete el molino de agua, Eiji tuvo que hacer el hacha usando su propia fuerza. Sin embargo, Eiji sabía que, a partir de ahora, tenía que poner más espíritu en su trabajo, ya que estaría a cargo de la forja de hierro en una escala mayor que antes.

La temperatura del horno era más alta de lo normal. Una vez que Eiji puso algo de mineral de hierro en el horno, esperó hasta que el calor se transfiriera a él, haciendo que alcanzara la temperatura adecuada.

Lo que necesitaba no era una gran cantidad de acero prefabricado, sino hierro dulce.
La diferencia entre el acero, el arrabio y el hierro dulce era la cantidad de elemento de carbono dentro de ellos. El acero contendría un 2% de carbono, y una vez que se incrementa, se convierte en arrabio. Por otro lado, si reduces ese número, se convierte en hierro suave. Comparado con el acero, es mucho más fácil ajustar la cantidad de carbono en el hierro dulce, por lo tanto, la creación de hierro dulce no es ninguna dificultad.

La razón detrás de fabricar deliberadamente hierro blando, en lugar de acero, era hacer que el hacha durara más tiempo. El acero es duro y tiene una gran nitidez; sin embargo, como un artículo sólido, su longevidad es corta. Si uno fuera a producir tal hacha, se rayaría y astillaría fácilmente. El hierro suave tiene una nitidez aburrida, pero es bastante tenaz.

Para crear algo que tenga características contradictorias, tales como: no se rompa, no se retuerza y ​​sea nítido, habría que fusionar tanto el acero como el hierro dulce.

 

– Oh, se derritió.

 

Mientras Eiji miraba el horno, murmuró sin darse cuenta.

La temperatura del horno ahora excedió los 1200 ° C.

La hoja de metal dentro del horno estaba teñida de rojo, y Eiji lo entendió solo por ver, ya que no tenía un termómetro. Era una conducta a la que estaba acostumbrado gracias a decenas y cientos de repeticiones.

Eiji golpeó el hierro suave tanto como fue posible, formando una figura. Tenía que hacer cuidadosamente la parte de la articulación a la que estaba unida la manija; de lo contrario, incluso el más mínimo cambio en su figura podría marcar una gran diferencia para su usuario. Fue una serie de trabajos detallados consecutivos. No podía sentirse aliviado ni por un segundo.

 

-…De acuerdo.

 

Eiji dijo sin pensar en el futuro. Quizás, era debido a que él estaba demasiado concentrado. La herramienta estaba lista, lo único que le quedaba por hacer era probarla. A medida que se acercaba el último día de la fecha límite, Eiji sintió que aumentaba el estrés.

El hierro es más duro que el bronce, no hay duda de que es superior. Sin embargo, la gente del pueblo podría pensar lo contrario, convencida de que el bronce es mejor.

Tal vez fue debido a que usaron la versión en bruto del hierro, sin saber su proceso de refinación, lo que hizo que el hierro se oxidara, y finalmente llevó a que se lo llame «hierro malvado».

Para romper este concepto, Eiji tuvo que dar un resultado completamente opuesto a él. Fue un gran obstáculo.

Por el contrario, si esto se acepta, resultará en una gran garantía. Y tal vez, incluso en monopolizar la producción de herramientas de este material.

Eiji pone más espíritu, mientras calienta el acero. Mientras dobla el acero que ha golpeado y estirado, lo frota con cenizas de paja y golpea con fuerza. El acero se derrite, volviéndose un nudo una vez más.

El plegado es el método utilizado para fortalecer el metal. Si se pliega varias veces, puede crear varias capas de hierro y, por lo tanto, crear bellos diseños en la superficie de la hoja que se ven comúnmente en las katanas y las herramientas de bordes de metal de damasco.

Golpear y estirar el hierro, y volverlo una masa no es una tarea fácil. Eiji tiene que dar vida a la masa de metal para crear herramientas capaces de salvar a los seres humanos. Eso es lo que un herrero está obligado a hacer.

Dandole la forma al acero. A continuación, coloca un lingote, que se extiende y dobla ligeramente el acero y, al hacerlo, inserta el lingote. Finalmente cubriéndolo con ceniza de paja y barro, y quemándolo.

Es una técnica que se llama koubu.

También es conocido por otros nombres, como Yomodzume y Honsanmai. Se usa en herramientas con bordes afilados que, al igual que las katanas, reciben impactos adicionales desde todos los ángulos. Cuanto más se crean las partes desconchadas, más difícil es de realizar.

A medida que avanza el trabajo, creará varias divisiones y piezas rotas, como consecuencia de la extinción. La dificultad depende en gran medida de la necesidad de mantener una temperatura equilibrada. Eiji miró dentro del horno, como si esperara por algo. Estaba comprobando el color del hierro abrasador dentro de las deslumbrantes llamas.

‘¡Ahora!’  – pensó Eiji.

Una vez que se aseguró de que el hierro abrasador rojo fuera blando, lo sacó. Luego procedió a golpear el trozo de hierro rojo carmesí.

Eiji, libre de cualquier pensamiento obstructivo, siguió golpeando hasta que finalmente hizo una espada. Una vez que confirmó que la unión fue exitosa, Eiji la llevó a través de un mayor calentamiento y templado.

 

– Lo hice … ¡Lo hice!

 

Él estaba sin aliento. Eiji puso todo lo que tenía en esta herramienta, ya que tenía que doblarse 7 veces, lo cual era un número bastante incómodo. Una vez que lo pule, aparecerá un hermoso patrón.

Estilo de hacha de leñador de borde único.

El lingote impreso negro mostró la presencia de ser confiable.

——

Era un área abierta dentro del pueblo. Había un árbol de hojas anchas creciendo en este lugar; sin embargo, sus hojas ahora estaban cayendo.

Alrededor, se extendía el suelo amarillo sin hierba creciendo. Incluso si uno fuera a pisarlo, probablemente no saldrían brotes.

Frente a ella estaba la casa del jefe de la aldea. La gente se reunió a su alrededor, como si rodeara un árbol.

Además del jefe de la aldea y Eiji, había otras personas, como Mike, Philip, Fernando, Jane y Tanya. Todos ellos fueron las personas que más se asociaron con Eiji. El jefe de la aldea se paró frente a todos. Tenía muchas arrugas y su pelo era blanco, pero a diferencia de su apariencia, la postura y la mirada de Bona eran poderosas.

 

– Bien entonces. ¿Deberíamos empezar? Eiji, espero que tus preparativos hayan progresado bien.

– Sí. Este es el hacha que hice usando el hierro. Y al lado está el que normalmente usa.

 

El hacha de Eiji estaba junto a la de Philip.

Ambos eran diferentes en apariencia. El hacha de Philip, que estaba hecha de bronce, era recta, mientras que la de Eiji era curva, y tenía un diseño colocado a lo largo del borde afilado. Philip, mientras trataba de llevar el hacha de hierro, lo ajustó.

 

– Entonces, ¿es fácil o difícil de operar?

– Es bueno.

– Entonces, lo único que queda es comprobar su nitidez. Estoy deseando verlo.

 

Fernando, que ya había sido testigo de la conveniencia y la nitidez de los clavos de hierro, sonreía gratamente. Al contrario de eso, había una persona con una cara pálida, llena de tensión. Esa era Tanya.

La fe y la preocupación son dos cosas diferentes. Mientras se aferraba ligeramente a la ropa de Eiji, sus ojos temblaban de ansiedad.

‘No te preocupes’ – dijo Eiji, una vez que colocó su mano en su hombro, y le dio una confianza que parecía como si purificara su rostro.

 

– Entonces, Philip, ¿puedo hacerte balancear una docena de veces con tu hacha, usando tu poder habitual?

– Aquí voy. Uno, dos …

 

Primero, giró usando un hacha de bronce. Podías escuchar el gran sonido del hacha cortando la cortesa del árbol. Uno podía sentir el espíritu de Philip pasando por el filo del hacha, al que estaba muy acostumbrado. Para hacerlo más justo, se afilo especialmente para esta ocasión. Fue bastante filoso.

 

– Ya veo. El hacha de bronce corta bien por sí misma, aún …

– Con esto, ¿no parece que no hay necesidad de la hecha de hierro?

– Ya, ya, ¿no deberíamos juzgar una vez que vemos el hacha de hierro en acción?

 

Debido a lo que Bona y Mike dijeron, Eiji se sintió un poco ansioso.

No se sabe si se venderá un buen producto, y lo mismo ocurre aquí.

A pesar de tener características superiores, se perdieron muchas mercancías llegando al olvido, la cantidad es igual al numero de estrellas en el cielo.

Debido a eso, el futuro de Eiji dependió de cómo fue la evaluación de Philip.

‘Philip-san, cuento contigo …’

Y el hacha de hierro se balanceó.

kon, kon, kon – junto con el sonido claro de golpear la madera, la hoja del hacha succionada en el árbol, enviando las astillas en todas direcciones.
Cinco, docenas de veces … no hay duda de que cortará el árbol.
Pero la pregunta es qué tan grande será la diferencia. Sin embargo, para alguien como Philip, que se ganaba la vida con los árboles pesados, era más que suficiente para comprender.

 

– Increíble … ¡Eiji, increíble!

 

Philip, que por lo general estaba calmado y silencioso, emitió una voz llena de emoción.

Estaba mirando fijo el hacha con gran interés.

Su emoción fue la de un niño al que se le dio un juguete único.

 

– Wow, esta es la primera vez que veo a Philip tan emocionado.

– Mi esposo dice algunas cosas raras allí. Estoy de acuerdo con él.

– Y a mí también, no lo hubiéramos sabido, si no hubiéramos tenido noticias de alguien con experiencia de primera mano. Creo que esto sería suficiente prueba de que es superior.

– Así es … ¿Philip, no hay ningún error en lo que dijiste?

– El mejor. La respuesta proveniente de esto fue liviana, y no me siento cansado en absoluto.

‘Déjame ver’ – dijo Fernando mientras sostenía el hacha. Mientras lo bajaba, abrió los ojos ampliamente.

 

-Q-qué? Es verdad. La respuesta que surge de esto es totalmente diferente, y el hacha se mueve suavemente, como si chupara hacia el árbol.

– Hey, déjame hacerlo!

– Bueno, entonces, Eiji.

– ¿Sí?

– A partir de ahora, reconozco tus habilidades, y que eres uno de nosotros. Se te otorgará el estado de ejecutivo. (TNote: No estoy seguro si puedes usar en este contexto, pero más o menos así)

¡Hurra! – Un grito de alegría y felicitaciones fueron escuchadas por todos. Tanya abrazó a Eiji.

 

– ¡Eiji-san …! felicidades … felicidades !!

 

Al ser vitoreado, la cara de Eiji se puso roja por la confusión. Mientras hacía algunos movimientos problemáticos, miró al jefe tribal.

No parecía una broma.

 

– Todos los presentes aquí tienen el estado de ejecutivo; por lo tanto, todos nosotros lo reconoceremos. Escuché de Mike que estás bastante bien informado sobre el trabajo de campo.

– Pero … solo te conozco desde hace tres meses. Lo que es más, incluso mi identidad sigue sin estar clara. ¿Está bien nombrar a esa clase de persona como un ejecutivo …?
Principalmente, una sociedad de aldea no acoge a ningún extraño. Aún así, ¿por qué el es tan bienvenido? No había ninguna razón para que no fuera feliz; sin embargo, era algo que estaba más allá de su comprensión, haciéndolo bastante ansioso.
– ¡Silencio!

 

Como resultado de esta reprimenda que le dio la sensación de despedir a alguien, el cuerpo de Eiji se sintió inmovilizado. Mientras mantenía su expresión severa, ella habló.

 

– Si haces uso de tu sabiduría, los aldeanos podrán soportar el invierno. Contribuirá a que produzcan más reservas y el nacimiento de niños será mas seguro. Entonces, ¿qué importa si eres un extraño? Si tienes tiempo para decir cosas tan irrazonables, preferiría que tú y mi nieta tuvieran hijos.

– ¿Nieta? ¿Hijos? …. ¿Tanya-san es la nieta de la jefe de la aldea?

 

Eiji echó un vistazo a Tanya que estaba abrazada a él mientras asentía.

‘Ya veo, no es de extrañar que fuese nombrado ejecutivo’ – pensó.

 

– Con eso, el juicio ha terminado. Todos, por favor comiencen los preparativos para el festival. Eiji, necesito hablar contigo, así que ve a mi casa más tarde.

– ¡Okay! Esta noche beberemos.

– Parece divertido. Aún así, no te lo perdonaré si causas estragos.

-….Felicitaciones.

– Felicidades. Bueno, sabía que estarías bien con esas habilidades tuyas. Por cierto, ocupate de los clavos que faltan.

 

Cuando el jefe la aldea entró en la casa rápidamente, los otros miembros huyeron para hacer los preparativos. Solo Tanya y Eiji se quedaron.

 

– Eiji-san … Estoy realmente contenta por ti. Creí que podías hacerlo.

– También es gracias a ti, Tanya. Una vez más, espero trabajar con usted

– Sí, mi esposo.

 

Y compartieron un beso, mientras se sostenían el uno al otro. Había alguien a quien quería proteger, y estar protegido por esa persona. Parecía que Eiji podía soportar cualquier obstáculo que lo esperara.

(+ya escuchaste, a hacer nietos)

———-

Esta era la segunda vez que Eiji visitaba la casa del jefe de la aldea.

Como siempre, era grande y tenía muchos ornamentos en la habitación.

Una vez que se sentó en la silla de madera, se enfrentó al jefe de la aldea y bebió el agua que le entregó. Estaba en una taza de madera con su agujero interior. Su expresión facial, a diferencia de antes, era mucho más suave.

 

– Tengo tres cosas para hablar. Primero sobre Tanya, segundo sobre su trabajo, y el último sobre el artículo que usted hizo.

– Sí.

– Tal como dije antes, Tanya es mi nieta. Sus dos padres fallecieron hace mucho tiempo debido a una enfermedad. ¿No crees que es extraño que no haya tratado de convertirte en su próximo marido?

– Lo pensé, la razón por la que no lo hizo mientras estaba cuidando a alguien más.

 

Después de que el jefe de la aldea diera un suspiro, ella negó con la cabeza. Ella tenía una expresión bastante disgustada.
– Debido a que nuestra gente tiende a casarse solo dentro de esta aldea, existe el riesgo de un linaje homogéneo; por lo tanto, queríamos encontrar a alguien de fuera para Tanya. Y finalmente, cuando alguien que cumplía los criterios vino de la aldea vecina, a pesar de las numerosas insistencias, esa persona terminó muriendo en una guerra, sin siquiera dejar una descendencia.

 

– Y luego yo llegue.

– Así es. Tu origen puede ser desconocido; sin embargo, está claro que no estás afiliado a nadie en este vecindario. Por supuesto, si Tanya hubiera considerado que no era apropiado, podría haberte echado. Sin embargo, parece que le gustabas. *Fufufu* – sonrió al jefe tribal.
Eiji no pudo hacer nada más que contestar con una sonrisa.

 

– Lo siguiente será del pueblo. Ya sea durante tu descanso de forjar, o cuando no estes preparando el fuego. Usa ese momento para conseguir un aprendiz y enséñale tu arte. De todos modos, incluso si es un poco para que esta aldea pueda prosperar, me gustaría que utilizaras al máximo tus conocimientos.

– Entendido. Además de las herramientas agrícolas, haré todo lo que esté a mi alcance para convertirme en una persona útil. *Uff* – suspiró Eiji cansinamente.

‘¿Pude extraer la respuesta que tranquilizaría al jefe tribal?’  – se preguntó Eiji.

De alguna manera, él dudaba de ese punto de vista. Sin embargo, él estaba parado frente a alguien que parecía actuar apropiadamente para su edad, en la medida en que ni siquiera uno podía sentir el espíritu habitual en esa reprimenda de ella.

 

– Con eso me siento segura, pero todavía hay un problema más.

– Te refieres a la plancha, ¿verdad?

– Aaa, el hierro … sí, eso es todo. Aún recuerdo haberlo visto de niña.

– ¿Es eso cierto?

– Juro que es cierto. Ese resplandor negro y la poderosa nitidez. Mi tío lo usó en la azada.

– Entonces, ¿por qué dejaste de usarlo?

‘No puedo creerlo’ – pensó Eiji.

 

¿Por qué volvieron al bronce, a pesar de que sabían de las propiedades del hierro?
Alrededor del siglo XIV aC, los hititas inventaron el método de carbonización y pudieron producir acero. Desde entonces, marcó el comienzo de la era del acero, haciendo del bronce una cosa del pasado.

 

– No lo sé. En primer lugar, este pueblo no podría producir hierro o bronce. Tal vez, las aldeas pertenecientes a los señores feudales sabrán algo al respecto. Una vez que tenga lugar el momento de la recaudación de impuestos y el comercio, lo llevaré conmigo.

– Por favor, hazlo.

 

Cuando terminó el juicio de Eiji, quedaba una muestra de misterio sin resolver.

Una vez finalizado el festival, Eiji planea intercambiar públicamente el juramento de matrimonio con Tanya.

No importa qué tipo de obstáculos se verán involucrados, dentro de su corazón, él juró no darse por vencido.

 

<previo] [INDICE] [próximo>



NOTA: TODO ESTO ES PRÁCTICAMENTE TRADUCCIÓN DE GOOGLE-TRAD Y LO EDITE A MI GUSTO, COMO MI EDICIÓN NO ES DE GRAN CALIDAD NO PUEDO GARANTIZAR UNA TRADUCCIÓN EXACTA O INCLUSO DECENTE, ASÍ LOS CAPÍTULOS ESTÁN EN CONSTANTE CAMBIO Y ESTOY 100% DISPUESTO A CRITICAS/CORRECCIONES


2 comentarios en “Seiun 09

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s